"Hay mucha preocupación en el tema de la inmigración"

Continuación de la nota "Su vocación inicia en los tiempos de la guerra interna en nuestro país".


Luego del cambio realizado el mes de noviembre 2013, padre Carlos Ibañez evalúa la situación, del trabajo pastoral en San Cristóbal Totonicapán.

“Una de mis énfasis pastorales, tratar de motivar a la gente que se redescubra protagonista de su historia, -que- sea protagonista de su propia historia y la situación social".

"Hay mucha preocupación en el tema de la inmigración, nadie se preocupa por los que emigran y tampoco en los que regresan para reinsertarlos a su familia y a su comunidad”.

¿Qué hacer?

Tema migratorio: “Focalizar donde están los centros de mayor concentración de habitantes de San Cristóbal –Totonicapán- en los Estados Unidos para poder visitarlos, por lo menos una vez a cada dos o tres años”. 


Realidad de la parroquia: “Las opciones de esta parroquia están en consonante con las exigencias de la iglesia, es recomendable, cuando un párroco llegue evalué por lo menos por un año después evaluar con la comunidad y consejo parroquial para enfatizar y tomar decisiones y priorizar áreas. La liturgia, sacramentos, eucaristía y eso a nosotros nos da un punto de partida. Hay que darle mayor atención a la catequesis. Hay que fortalecer el movimiento juvenil. A final de este año tomare decisiones acerca de una escuela teológica más estructurada”.

Finalidad: “La primera tarea mía es la evangelización desde mi formación teológica pastoral. Tengo que aprovechar para que los feligreses y las fuerzas vivas de la iglesia se beneficien de esto a través de una formación permanente progresiva pero ante todo una formación bíblica teológica pastoral, una comunidad cristiana no formada es una comunidad débil, a pesar que los sacramentos le pueden fortalecer pero sacramento sin formación no  es aconsejable”.

Una red comunidades: “Una de las grandes virtudes y valores es la integración que hay entre uno y otro grupo étnico, hay trabajo pastoral en todas las asociaciones y hermandades, hay presencia de gente de todos los extractos sociales de todas las condiciones culturales y eso se debe enriquecerlo, creo que es una de las partes que hay que potenciar. Crear una red de comunidades más sólidas, más estables. Menos beligerantes en cuestiones de fiestas patronales, está bien pero no es suficiente que vengan una vez al año a celebrar su devoción, es importante indicarle que su devoción ha hecho un treinta por ciento de su vida y falta un setenta por ciento de su actividad cristiana”.


Llamados a ser Iglesia: “Hay cristianos nominales que aparecen a cuerpos presentes a fiestas y esa no es la vocación de todos los cristianos bautizados, por lo menos (en el casco urbano) cursillos ha ido aglutinando a algunos pero no están todos. Tiene que haber una pastoral dedicada a los alejados, a los indiferentes a los ocasionalmente católicos en general creo que desde allí es donde tenemos que darle prioridad al trabajo pastoral (formación distinta y tareas más específicas)".

El casco urbano: “Otra de las áreas que no son cubiertas y no son atendidas es la pastoral urbana, aquí trabajamos en el área rural, con consejos pastorales cantonales muy estructurados, los ministerios están todos distinguidos pero aquí en el pueblo todavía falta involucrar más decididamente a los habitantes, por lo menos a los que se confiesan plenamente católicos. Debemos tener una pastoral urbana con tintes de misión de retorno a la comunión con la iglesia con mayores compromisos. Una comunidad indígena predominantemente pero no se puede negar que la presencia ladina es significativa todavía en el área urbana. (En toda esta región San Cristóbal es el que tiene una cantidad de ladinos comparado a los demás municipios del departamento de Totonicapán)".


En el plano del patrimonio: “Aprovechar el espacio arquitectónico para crear iniciativas que puedan mantener el patrimonio, cuidarlo. Padre Aparicio –Vicente- había empezado con la restauración de algunos retablos, la consolidación del templo en algunas áreas que no se ve pero cuando llueve hay bastantes filtraciones. Optimizar el recurso que tenemos  en el convento, ha sido utilizado como habitación, pero no tiene las cualidades ni las características para poder vivir como se debe, tiene más características y tiene más vocación de museo. Ya en un futuro si algún día se logra construir una casa parroquial, readecuar las instalaciones del convento para establecer un museo dado que la iglesia tiene un valor histórico cultural muy grande entonces el complejo (parte posterior norte) y del convento es el único que se ha mantenido con esta estructura y estas características, lo cual hay que aprovechar. Por supuesto esto no era para museo, pero con el paso de los años podría dársele otro destino". 
Compartir en Google Plus

Autor SANCRISTOBALTOTO.COM

Página dedicaa a publicar información sobre el municipio de San Cristóbal Totonicapán, departamento de Totonicapán, Guatemala.
    Comentar con gmail
    Comentar con Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario

Sitio trabajado por